El Burgos recibe en el primer encuentro del nuevo año a un Fuenlabrada que comanda la tabla

El líder estrena 2019

2019 debe ser el año del resurgimiento para el Burgos Club de Fútbol. Y el estreno del nuevo año no puede ser más exigente, ya que en solo seis días visitan El Plantío el primer y segundo clasificado: Fuenlabrada y Ponferradina. Los madrileños son un hueso duro de roer, como demuestra su clasificación, pero lejos de su estadio han dejado muestras de vulnerabilidad.

Y es que, en nueve salidas realizadas hasta la fecha, los de Mere solo han sumado dos triunfos, acumulando además cinco empates y dos derrotas. El cuadro fuenlabreño, por ejemplo, cayó en Barreiro y no pasó del empate en el feudo del Rápido de Bouzas, donde el Burgos logró sendos triunfos.

Estos precedentes y el buen sabor de boca que dejó el cierre de 2018 al regresar de la visita al Celta de Vigo B con los tres puntos en el zurrón invitan al optimismo al cuadro de Fernando Estévez, quien sin embargo ha tratado de evitar posibles euforias, aunque destacando por encima de todo las capacidades y posibilidades de sus hombres. Sabe perfectamente el capilurrio que el equipo al que se miden sus hombres hoy, desde el que llegó Yaw Annor cedido, es el menos goleado del grupo con únicamente 9 tantos encajados. En este notable balance defensivo tiene mucho que ver la experiencia de jugadores como el meta Biel Ribas, Mikel Iribas o, especialmente, el central argentino ‘Cata’ Díaz, exfutbolista de Atlético de Madrid y Getafe con más de 200 partidos en Primera a sus espaldas. Arriba, dos balas como Cedric y Randy (6 y 4 goles, respectivamente) y la experiencia de Borja Lázaro.

Un rival poderoso en fase defensiva, peligroso en las transiciones y al que resulta complicado batir. Pero por encima de todo una oportunidad de sumar, reivindicarse y seguir creciendo desde el punto de vista anímico. “Los jugadores tienen la posibilidad de mostrar su compromiso y qué pueden aportar”, reiteró Estévez. Un técnico que concluyó muy satisfecho con cómo resultó en Vigo un sistema de tres centrales y dos carrileros y que podría apostar por repetir fórmula en vista de la solidez mostrada ante el filial celeste. “Manejamos diferentes posibilidades y, en función de las características del rival, decidiremos”. Aunque eso no implica que el Burgos renuncie, en ningún caso, a ser protagonista con el balón y tratar de dominar el encuentro y someter a su oponente. Sea el que sea.

El encuentro, por último, es también especial desde el punto de vista grupal. El gran capitán, Andrés González, regresa a una lista casi diez meses después, ya que se rompió los ligamentos en Mareo el ya lejano 18 de marzo de 2018 y ahora, tras la salida de Acosta y concluir su recuperación, está al fin a disposición del técnico. La ausencia de Aldalur le da opciones de entrar en el once, aunque la larga inactividad aconseja calma.

Pasadas las fechas navideñas regresa el fútbol. Y la ilusión y esperanza se redoblan.

Imágenes

Andrés podría volver a pisar el césped de El Plantío en partido oficial.Andrés podría volver a pisar el césped de El Plantío en partido oficial. (Alba Delgado)