Actualidad - 29/10/2019

Por Burgos CF

Partido trampa en Fadura



Partido trampa esta tarde en Fadura para el Burgos Club de Fútbol. El conjunto blanquinegro, en el debut de José María Salmerón en el banquillo, se enfrenta al Arenas Club de Getxo (18:00 horas), un equipo que se encuentra en la última posición de la tabla y que aún no ha ganado en el inicio de campeonato.

Viene en línea ascendente el Burgos, con la moral elevada tras la épica remontada del pasado domingo ante Osasuna B (3-2) y con nuevo inquilino en el banquillo. Los primeros días de trabajo del cuerpo técnico de Salmerón han estado marcados por el cambio de rutinas, la intensidad y el trabajo táctico para adaptarse a los deseos del almeriense, que tendrá que realizar modificaciones en el equipo al no estar disponibles tres hombres tan importantes como Andrés, Pizzorno y Goti. Las bajas tienen especial incidencia en el aspecto defensivo, motivo por el que Salmerón ha trabajado durante la semana en la búsqueda de alternativas.

La exigencia y potencial burgalesista, los 7 de 9 sumados en las últimas jornadas y la debilidad mostrada hasta la fecha por el Arenas invitan a pensar en una salida propicia para seguir escalando. Y precisamente esas sensaciones pueden, como tantas veces sucede en el fútbol, jugar en contra del equipo que parte como teórico verdugo. El equipo vizcaíno es el más goleado de la categoría (ha encajado 19 tantos, como el Sanse), en el Grupo II solo el Guijuelo ha perforado la red rival en menos ocasiones (6 tantos para los vascos) y es uno de los tres únicos equipos de Segunda B que aún no ha sumado de tres en tres. Pero también tiene sus fortalezas y mal harían los blanquinegros en no tenerlas en cuenta.

Y es que el Arenas cuenta con un portero de gran experiencia como Aulestia y un punta en estado de gracia autor de 4 tantos, Etxaniz. Un equipo directo el formado por el exfutbolista del Real Burgos y RCD Mallorca Javier Olaizola que, además, podría explotar las reducidas dimensiones de Fadura y el mal estado del terreno de juego vizcaíno.

Factores todos ellos a tener en cuenta para saltar al terreno de juego con la máxima tensión, atención e intensidad. Para, como reclamó el nuevo técnico en la previa, aspirar a “merecer ganar los partidos”. Todos y cada uno de ellos.